MI ENFOQUE -TERAPIA COGNITICO-CONDUCTUAL

“Entre estimulo y respuesta hay un espacio. En ese espacio descansa nuestra capacidad de elegir nuestra respuesta. Y, en esa respuesta, se asienta nuestra libertad y nuestro crecimiento” - Viktor Frankl

En mi clínica de psicología en Salamanca trabajo desde un modelo cognitivo-conductual. Este tipo de terapia es esencialmente breve y ha demostrado su eficacia en una gran variedad de problemas psicológicos, tales como depresión, ansiedad, ira, problemas de pareja, fobias, obsesiones, compulsiones, adicciones, trastornos alimenticios y baja autoestima entre otros.

Se centra en la idea de que las personas pueden aprender nuevas formas de pensar y actuar que les ayudaran a ganar independencia y enfrentarse a los problemas de manera más eficaz. El ser humano es un agente activo capaz de dirigir su propio cambio.

Desde esta perspectiva, el tratamiento debe ser completamente individualizado y centrarse en los objetivos y necesidades de cada persona, apoyándose en sus fortalezas y proporcionando habilidades y recursos que le permitan superar los obstáculos y ser feliz en su vida cotidiana.

Además, para mí es importante crear un espacio donde sentirnos cómodos y poder expresarnos libremente, adaptando el ritmo a las necesidades de la persona, y poniendo a disposición del paciente profesionalidad y respeto,  trabajando para ofrecer, en todo momento, una atención personalizada, flexible y cercana.